Rare-bread Chemistry Test Results



Auto-Confianza

Como alguien con alta confianza en sí mismo, te sientes muy cómodo interactuando con otras personas. De hecho, encuentras la compañía de otros muy estimulante y disfrutas conocer gente nueva. Tu actitud relajada en grupos hace que la gente que te rodea se sienta cómoda también. Tal vez porque tú te sientes cómodo hablando de ti mismo, los demás tienden a disfrutar estar cerca tuyo y te perciben socialmente competente.

La confianza que te ayuda a sentirte cómodo hablando con la gente también se vierte en tus propias creencias personales. Aunque tienes varias fortalezas, es probable que también reconoces y aceptas tus debilidades. Pero a diferencia de algunas personas, asumes plena responsabilidad por tus acciones—rara vez lamentas cosas que has hecho en el pasado y tampoco te sientes avergonzado fácilmente.

Tal vez el rasgo característico que te diferencia de la mayoría de la gente son los estándares excepcionalmente altos que has establecido para ti mismo. Tu competencia en las reuniones sociales, así como en el trabajo deben proporcionar una amplia evidencia de ello. Con estas características, es muy probable que la gente se acerque a ti para el asesoramiento y, en general, piensa en ti como alguien con cualidades de líder.

Orientación Familiar

Como alguien que está orientado a los asuntos familiares, valoras la compañía de los miembros de familia, así como la vida doméstica. Si ya tienes niños, disfrutas mucho pasar tiempo con ellos y trabajas duro para ser un buen padre o madre. Si no tienes hijos, tienes muchos deseos de tener hijos en el futuro. Y tu preferencia para cocinar y entretener a los invitados en casa probablemente facilite la transición hacia la paternidad.

Te enorgulleces de mantener y cultivar una familia sana y trabajas duro para lograrlo. Esta tendencia natural es fácilmente ilustrada por tu preferencia en hacer cosas dentro del hogar en lugar de salir a discotecas y restaurantes.

Lo que realmente te diferencia de las personas que tienen baja orientación familiar es que tu si sabes cómo manejar tus frustraciones y funcionar bien por tu cuenta. Esto significa que estas bien equipado para manejar una familia sin dejar que todo el trabajo implicado te desgaste. Sin embargo, al ser una persona con fuertes valores familiares, verás que el trabajo que implica mantener una casa ordenada así como una cocina bien surtida de vez en cuando puede hacerte difícil terminar todo lo que tienes que hacer.

Auto-Control

La dimensión de la personalidad del auto-control captura la forma en la que una persona regula y se dirige a sí mismo. Tener bajo auto-control puede ser tanto bueno como malo. A veces la gente puede ser obligada a seguir sus intuiciones y ceder a sus tentaciones. Es aquí donde tu grado de auto-control hace más probable que esto suceda a que no suceda. Esto puede ser bueno en circunstancias en las que ser abierto y flexible sean importantes. Sin embargo, en situaciones en las que hay que estar concentrado y andar con cuidado, podrías encontrar que haces o dices cosas que pueden ser inapropiadas.

Como alguien que ejerce poco control sobre sus acciones, es posible que cometas errores sociales que podrían ofender a otras personas y meterte en problemas. Por ejemplo, si se te da la responsabilidad de trabajar en un proyecto que requiere mucha atención al detalle, es posible que puedas pasar por alto detalles importantes, ya que tienes dificultades para mantener la concentración. En consecuencia, es posible que te sientas más cómodo delegando tareas a otras personas que son más detallistas. Ser capaz de reconocer estas características en ti mismo y tener más personas orientadas al detalle haciendo dichas tareas, puede ser una manera efectiva de administrar tu propio nivel de estrés.

Bajo auto-control puede disminuir tu eficacia en el trabajo. Actuar demasiado relajado puede hacer que te sea difícil centrarte en proyectos que requieren secuencias organizadas de pasos o etapas. Por lo tanto, tu capacidad para llevarlas a cabo puede ser inconsistente. De hecho, es posible que puedas ser criticado periódicamente por ser poco fiable o inestable al "permanecer dentro de las líneas." Sin embargo, todavía puedes experimentar muchos placeres de corta duración y no ser considerado como aburrido.

Apertura

Como alguien con una puntuación baja en su apertura, tienes los pies sobre la tierra y prefieres hechos a la ficción. Es probable que particularmente no goces del arte, ya que no siempre está claro si tiene algún uso práctico. Por otra parte, es probable que no te consideres una persona muy emotiva, ya que tiendes a centrar la atención en metas y objetivos concretos. Entonces no hay razón para molestarse demasiado por algo, ya que esa preocupación no va a cambiar nada.

En lugar de soñar despierto y jugar con conceptos abstractos e ideas, prefieres pensar y hablar sobre temas concretos, a fin de tener una respuesta clara o tomar una decisión. Es decir, tiendes a pensar más lógica y metódicamente sobre la mayoría de las cosas. Por lo tanto, es probable que prefieras trabajar en proyectos donde hay instrucciones y objetivos claros, ya que te resulta difícil e inútil trabajar en proyectos que requieran pensar muy creativamente.

Esta tendencia puede tener ventajas y desventajas. Por ejemplo, cuando hay reglas claras acerca de cómo resolver un problema en particular, tu capacidad para seguir instrucciones hace que te sea fácil llevar a cabo tu trabajo y sobresalir. Por el contrario, puede ser fácilmente abrumador y frustrante cuando se trabaja en proyectos que no tienen una solución clara.

Fácil de llevar

Fácil de llevar se refiere a la habilidad para relajarse. Basados en tu puntuación, pareces "tomar las cosas como vienen" y disfrutas pasar un buen rato. Sin embargo, ser de trato muy fácil también tiene el potencial para producir estrés en un número de maneras. Por ejemplo, puedes tener dificultades para completar las tareas con cuidado y eficientemente. De esta manera, siendo altamente fácil de llevar no sólo puede hacer tu vida más difícil, sino también la de la gente que te rodea. Otro problema potencial es que puede ofrecerte una gratificación a corto plazo, pero a largo plazo proporcionarte consecuencias indeseables.

Ser muy fácil de tratar, aunque no es gravemente destructivo, puede también disminuir tu eficacia en el trabajo. Por ejemplo, puede que te resulte desagradable y difícil poner todo el esfuerzo que a veces se necesita para cumplir eficazmente ciertas tareas. Por esta razón, tus colegas podrían verte como olvidadizo y fuera de foco.



¿Cómo es que tu personalidad afecta tu vida amorosa?

Con un alto grado de confianza que posees, no es ninguna sorpresa que te lleves bien con la mayoría de personas. De hecho, es la auto-confianza la que permite a las personas sentirse cómodas interactuando con los demás sin verse inseguros y vulnerables. Por esta razón, no debes tener mucha dificultad en el romance, al menos no inicialmente. Tus habilidades sociales probablemente ayuden a aliviar la ansiedad que tus parejas sentimentales puedan tener en las primeras citas. Sin embargo, con el tiempo, los altos estándares que tienes para ti mismo podrían frustrar a tu pareja.

Teniendo en cuenta cuánto valoras la vida en familia, te llevarías mejor con personas que comparten tus valores y creencias. Es probable que mantengas estrechas relaciones con miembros de tu familia inmediata y a distancia. Por esta razón, probablemente te sentirías más satisfecho en una relación con alguien que también valore la vida doméstica. Estar en una relación con alguien que le gusta las fiestas y quedarse despierto a altas horas de la noche puede ser divertido, al menos inicialmente. Sin embargo lo más probable es que te canses con el tiempo. Sin embargo lo más probable es que te canses con el tiempo. Por lo tanto, sería más fácil y más satisfactorio para ti desarrollar una relación duradera con una persona que también disfrute pasar tiempo en casa y que desee formar una familia. En las primeras citas, tal vez podrías sugerir a tu pareja pasar una noche tranquila cenando en el hogar de uno o del otro en vez de ir a un restaurante o club.

Al ser más relajado que la mayoría de la gente, lo más probable es que te lleves bastante bien con la mayoría de personas. Sin embargo, tu naturaleza de espíritu libre te hace difícil mantener una relación con una persona más rígida, ya que posiblemente percibas a dicha persona demasiado tensa y controladora. Por esta razón, en última instancia, te sentirás más satisfecho en una relación con alguien que sea tan relajado como tú.

Tu convencionalidad podría hacerte difícil tolerar a las personas con creencias distintas a las tuyas. Aunque estas personas podrían ser divertidas en las primeras citas, una vez que comiencen a hablar de temas serios, posiblemente encuentres su heterodoxia inquietante e incluso ofensiva. Por lo tanto, es probable prefieras relaciones con personas más tradicionales y con los pies en la tierra.